Tipos de vibradores y cómo usarlos

Durante el paso de los años, los vibradores y juguetes sexuales se han convertido en una herramienta popular para la masturbación o placer en pareja. Y desde qué iniciamos en LUDA, una de las dudas más comunes que nos llegan es sobre cuáles son los tipos de vibradores que existen y cómo usarlos. Por eso, aquí exploraremos algunos de los más famosos actualmente y te daremos algunos tips sobre cómo usarlos desde nuestra experiencia.

Vibradores vaginales

Estos son perfectos para estimular la vagina y a través de ésta, la próstata (también conocida como "Punto G" o "Zona G", cuya estimulación puede provocar orgasmos intensos o incluso, la eyaculación.

La próstata se estimula a través de la vagina, introduciendo el vibrador y dirigiendo su punta hacia arriba, como si quisieras tocar desde adentro tu monte de venus. La forma curvada de los vibradores vaginales sirve para facilitar justamente este movimiento.

Por otro lado, los primeros centímetros de la vagina (a partir de la entrada vaginal) tienen muchas terminaciones nerviosas, así que con cualquier vibrador de este tipo puedes jugar a meter el juguete un poco y luego sacarlo, para llevar tu placer a otro nivel.

Vibrador Zona G Amy

Antes de introducir cualquier vibrador vaginal, te recomendamos colocar en tu juguete un poco de lubricante a base de agua y usar el vibrador para estimularte de forma externa (clítoris, labios y entrada vaginal). O si prefieres, puedes usarlo apagado, hay algunos juguetes como Cici y Peggy (dildo) que son más flexibles y te permiten explorar un poco más la penetración. 

Vibrador Zona G Cici
Dildo Peggy

Por otro lado, si buscas algo más intenso, los vibradores tipo conejito o de doble estimulación tienen un bracito más pequeño que también vibra y estimula el clítoris al mismo tiempo que se introduce el juguete en la vagina. Existe el modelo clásico como Alice y también está la versión más pro, como Soraya Wave que además de vibrar tiene movimiento y simula un compás de penetración natural y fluida. 

Vibrador de conejito Alice
Vibrador de conejito con movimiento Soraya

Vibradores externos

¡Los hay de todas las formas! Estos están diseñados para estimular la vulva de forma externa, o dar masajes a otras partes erógenas del cuerpo en caso de que no se te antoje la penetración o simplemente, no sea lo tuyo.

Vibrador con movimiento Nymph

Nosotras los dividimos por sus manera de uso, los primeros tienen mayor precisión, pues gracias a su mango alargado, puedes controlar la presión y la dirección de vibración que elijas y estimular el clítoris o pezones de forma directa.

Vibrador externo Mini Emma Balita vibradora Kip

Los siguientes vibradores externos, por su tamaño y forma, estimulan la vulva a un nivel más amplio y son tan flexibles y acolchonados, que lo puedes poner arriba de una almohada o de tu pareja para estimular el clit mientras te mueves encima de ellos. 

Vibrador acolchado POM Vibrador con App Edeny

 Juguetes para pareja

Verdaderamente estos son los juguetes más versátiles, ya que están pensados para explorar independientemente del tipo de pareja o relación que tengas. Por un lado, si te gusta la adrenalina de hacerlo en lugares públicos, existen juguetes que puedes manejar desde una App y llevar en la ropa interior a cualquier lado como Edeny.

Si tienes una relación a distancia y no quieres que las cosas se apaguen, puedes usar un juguete como Phoenix, que puedes conectar a videollamadas y que tu pareja lo maneje desde el otro lado del mundo, si así lo desean. 

Huevito vibrador con App Phoenix Neo Vibrador con App Edeny

Algunos de los juguetes para pareja más aclamados, son los que están pensados para estimular el clítoris durante la penetración, puede ser un anillo vibrador como Winni o algo más preciso como Eva II, que por su forma se adapta a los labios de la vulva y estimula directamente al clit, independientemente de la posición en la que encuentren.

Anillo vibrador Winni Vibrador para parejas Eva

Y si lo que quieres es estimular ambos cuerpos de forma simultánea, existen juguetes de doble estimulación, como Transformer, que por su flexibilidad, se puede adaptar a estimular cualquier parte del cuerpo. Por ejemplo, ano-vagina, vagina-vagina-, ano-ano y ¡todas las combinaciones que se te ocurran! 

Juguete de doble penetración Transformer

Para las parejas más aventureras que quieren experimentar el pegging, existen kits con dildo y arnés, para poder salir de la rutina y buscar nuevas formas de placer juntes.

Kit de dildo con arnés Adventure

Succionadores de clítoris

Sin duda uno de los juguetes más famosos y los favoritos por muchas personas con vulva. Estos, no vibran, sino que envían una estimulación en forma de ondas sónicas que se siente como golpeteos o besitos en el clítoris. Nosotras lo comparamos con la sensación de estar en el chorro de agua dentro de la alberca. Son sumergibles, así que también los puedes llevar contigo a la bañera o regadera. 

Su estimulación directa en el clít, puede ser muy intensa al principio pero cuando lo adaptas al ritmo y posición más cómoda para ti, te puede dar los orgasmos más intensos que sentirás. Por eso te recomendamos, comenzar con el nivel de estimulación más bajito e ir probando poco a poco. Si eres muy sensible, puedes probar con uno que tenga la boquilla más amplia como SILA, que es menos intenso.

Succionador de clítoris LELO SILA

O si eres de sensaciones más fuertes SONA o SONA 2 pueden ser tus mejores aliados después de un día con mucho estrés laboral. Su boquilla alargada se siente increible para una penetración no profunda, estimulando los primeritos centímetros de la vagina, que ya te contamos son muuy sensibles (¡de ahí la famosa puntita!).

Succionador de clítoris SONA
Ver succionador de clítoris SONA 2

Vibradores anales

Lo interesante de estos juguetes, es que son tanto para personas que van iniciando en esto de la exploración del placer anal, como para personas con más experiencia que quieren algo que les de un plus. Además de que lo pueden usar tanto personas con vulva como personas con pene.

Algo que caracteriza a los juguetes anales es que tienen un "tope" en la base, lo cual sirve para garantizar la máxima seguridad, pues el ano, al estar conectado con tu sistema digestivo, no tiene un límite y si metes algo se puede ir más allá.

 

Plug anal vibrador Julie

 

Si vas iniciando en la estimulación anal, te recomendamos usar mucho lubricante y dar un masajito en la parte externa del ano con el vibrador prendido, para relajar los músculos y dilatar. Una vez que te sientas liste, puedes apagarlo e introducirlo poco a poco. Conforme te vayas sintiendo más cómode, puedes prenderlo e ir adaptándolo a la intensidad de vibración que mejor te parezca.

Leer "Consejos para explorar el sexo anal".

En caso de que busques llevar esa experiencia a otro nivel, usa su control remoto para cambiar su intensidad o estilo de vibración mientras practicas la doble penetración, o para que tu pareja lo maneje mientras le besas o haces sexo oral, por ejemplo.

 

Como puedes ver, los juguetes sexuales tienen muchas variantes y están pensados para cubrir todos los gustos y necesidades. Si estás pensando en probar uno, te recomendamos comenzar pensando en lo que más disfrutas estimular en tu día a día, ya sea tu solite o en pareja. O si te sientes lista para probar cosas diferentes, buscar algo que sea un poquito más versátil y puedas utilizar de varias formas, para que tu inversión valga tooda la pena. Una vez que comienzas y si te gusta, experimenta con varios tipos de juguetes para que los uses según la ocasión o el antojo que traigas.

¿Cómo elegir mi primer juguete?

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados