Mi experiencia usando vibradores con mi pareja

Les quiero platicar una experiencia súper chingona que viví experimentando con mi pareja y los juguetes, pero antes de esto, quiero aclararles que para llegar a ese nivel de libertad de poder proponerle cosas diferentes, tuve un largo proceso de entenderme, aceptarme y de mucha comunicación con mi él. También compartirles que así como hay veces que me siento con todo el flow para proponer y explorar, otras veces prefiero no meterme en rollos y hacerlo a la manera más convencional.

Les comento esto para que no se queden con la idea de que "woo, esta morra y sus súper encuentros apasionados" jaja o sea sí, pero no siempre se dan así las cosas o estamos en el mood para andar buscando cosas diferentes.

Dicho esto, les platico ahora sí toooda la historia:

Habíamos planeado muchísimo el momento; yo iba bien armada con mi kit de juguetes para probar, tenía un vibrador para estimular de manera interna y externa (Soraya) y uno para estimular el clítoris durante la penetración (Eva). La verdad es que yo tenía muchísimas ganas de utilizar Eva, pero llevaba el otro por si las dudas.

Ya saben, empiezas calendando motores, que el besito, que la caricia, toqueteándonos por todos lados. De repente, empecé a sentir mi vulva como palpitando, una sensación de calorcito y flujo sanguíneo súper intenso como si la entrada de la vagina gritara "¡ven a mí!" jaja.

A mi pareja se le ocurrió usar primero a Soraya que esta diseñado para introducirse en la vagina, pero empezó recorriéndolo por fuera, estimulado toda la vulva. No aguanté mucho tiempo así porque ya quería que lo introdujera y la estimulación con este vibrador estuvo deliciosaaaaa. Obvio amo mi juguete cuando lo uso sola, pero lo chido de usarlo para que tu pareja te estimule es justo que puedes enfocarte a sólo recibir la estimulación y disfrutar, además claro, de los besos y caricias que se suman a la experiencia.

 

 

Estaba a nada de llegar al orgasmo, cuando dejamos de estimular con Soraya y seguimos sólo con besos. Me encantó empezar así, porque ayudó a que yo me sintiera súper excitada, pero que mi pareja no estuviera todavía tan estimulada. Este es un súper tip si identificas que necesitas más estimulación que tu pareja o si quieres intentar venirte varias veces antes de que tu pareja lo haga (aplica más si tu pareja es hombre).

Para este momento yo estaba que no podía más, así que iniciamos con la penetración pero ahora probando con Eva. La verdad para mí esto ya fue DE-MA-SIA-DO, estaba tan en el limite que no aguanté mucho sin llegar al orgasmo. El principal objetivo de Eva es estimular el clítoris durante la penetración, y yo estaba tan pero taaan estimulada que no lo resistí por mucho tiempo. Lo chido fue que después de llegar al orgasmo, mi pareja seguía súper pilas jaja entonces quité a Eva para no seguirme estimulando con la vibración y seguimos un buen rato hasta que me vine de nuevo (obvio no fue al segundo siguiente, para esto duramos un ratito más).

Eva vibrador para parejas 

 

Debo decir que la experiencia fue súper chingona y especial (ambxs la recordamos como un súper encuentro). Los dos juguetes me encantaron, y aunque casi no pude disfrutar a Eva por estar tanto tiempo con Soraya, definitivamente el match fue espectacular.  Esta experiencia me confirmó que hay un mundo de experiencias y situaciones que podemos explorar y que mucho está en la disposición y ganas de disfrutar juntxs y explorar cosas nuevas.

Me encanta poder utilizar juguetes con mi pareja, tanto los diseñados para utilizar de esta manera, como los que en teoría son más para usar a solas. Creo que la magia de esto es nunca limitar la imaginación y probarlos como se les va antojando.

Amigues, si no lo han hecho antes, dense oportunidad de probarlo y cuéntennos cómo les va. Yo creo que no se van a arrepentir :D

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados